Aldeire

En Aldeire se coservan algunos monumentos y restos del antiguo casco urbano de la población. Uno de ellos es la iglesia de Santa María de la Anunciación, construida sobre el solar de la antigua mezquita musulmana. De estilo mudejar, ha sufrido numerosas restauraciones a lo largo del tiempo. La nave central data del siglo XVI y posee un bello artesonado sin tirantas. Es digno de destacar el órgano. El Castillo de la Cava domina el casco urbano de Aldeire al encontrarse situado sobre un montículo. De él solo se conservan en perfecto estado varios paños y tres aljibes. En el castillo se ha colocado un Corazón de Jesús que domina con su mirada a los lugareños. Peculiaridades De los siglos XII y XIII datan los baños árabes. Tras la conquista cristiana fueron donados por los Reyes Católicos a los Marqueses del Cenete, usándolos los mudéjares por necesidades religiosas. Tras su conversión se abandonan y van deteriorándose paulatinamente. Son de planta rectangular y tienen tres naves orientadas de este a oeste. Los muros son de mampostería y piedras de pizarra, estando las bóvedas, de medio cañón, construidas de ladrillos. Debido al atractivo natural de este municipio de singular belleza y gran diversidad, gran parte del mismo se encuentra dentro del Parque Nacional de Sierra Nevada. En el área recreativa de La Rosandrá, se puede disfrutar de un buen día de campo, siendo ideal para la práctica de deportes de montaña como el senderismo, montañismo y/o rutas a caballo.

Historia

Situado en el valle que forman las colinas de la Caba y del Cercao, la presencia humana en Aldeire está suficientemente probada por los hallazgos arqueológicos que se han producido a lo largo del tiempo. La riqueza de minerales en el subsuelo hizo que los hombres de la Cultura del Argar llegarán hasta aquí en busca de los yacimientos cúpricos que aparecían a flor de tierra. El nombre de Aldeire hoy poco representativo entre los topónimos granadinos, fue abundante en épocas pasadas. El nombre procede de Oriente Próximo y significa ñconvento cristianoñ o ñmonasterioñ. Aunque es complicado dilucidar como ha llegado este nombre oriental a nuestra tierra, se sabe que durante la época medieval, la población mozárabe del sur se concentra en estos aldeires, los cuales están ubicados en los puertos de montaña y/o cruces de caminos de terrenos montañosos. Fundamentalmente eran poblaciones relacionadas con la religión y el culto divino.

¿Que hacer?