Ocio acuático en las playas de agua dulce de Granada | De Granada

Las playas y los clubs deportivo-náuticos no están sólo en la costa granadina. En el interior también los hay. Son playas diferentes. Son de agua dulce y con un paisaje montañoso combinado con lugares escarpados en sierras como la de Arana, suaves en el valle o cañones cortados y profundos en Los Bermejales o Canales. Estas grandes balsas de agua las puede encontrar el viajero en la zona norte –donde hay incluso una playa naturista– y también cerca de la propia capital.

La ruta por los embalses de la provincia de Granada le va a brindar al viajero un refrescante recorrido e impresionantes panorámicas. Algunas con la puestas de sol como telón de fondo. Para quienes gustan de la actividad vespertina y para aquellos madrugadores que disfrutan de bellos amaneceres.

El itinerario acuático es intenso en Granada. El viajero puede sumergirse en las aguas y actividad de los embalses en puntos muy distantes de la provincia. Las propuestas son variadas y es posible llevarlas a la práctica en diferentes ocasiones. Cada fin de semana, o durante los días que cada uno pueda hacer la escapada, hay excursiones a un pantano diferente y así conocer las costumbres y tradiciones de los municipios que riegan estas aguas ‘verdes’. En estas singulares playas el color predominante no es el azul sino el verde, pero las panorámicas siguen siendo impresionantes.

El recorrido que proponemos a nuestro viajero aventurero puede tener como punto de partida la zona norte. En el municipio de Huéscar nos espera el de San Clemente. La CHG autoriza a practicar deportes náuticos, pesca y baños en sus aguas. Algunos elementos culturales próximos a este pantano son el canal de Carlos III, la presa de la Reina y el acueducto de las Ánimas y de los Pilares. Cerca está la sierra de la Sagra y el bosque de secuoyas, únicas en la provincia.

La siguiente parada la debemos hacer en el Negratín, que baña los municipios de Cuevas del Campo, Zújar, Freila, Baza, Benamaurel y Cortes de Baza. Es el segundo embalse de Andalucía por su capacidad y oferta una interesante actividad acuática. Además presume de estar catalogado como uno de los diez lugares más bonitos de España. En el club deportivo Negratín –a unos 500 metros de la presa, está señalizado: Cuevas del Campo-Embalse del Negratín– se pueden alquilar hidropedales y apuntarse a clases de piragüismo. Otro de los deportes que se puede practicar es el windsurf.

El club cuenta con restaurante, una amplia terraza con buenas vistas al embalse, embarcadero con acceso asfaltado y también hay cabañas de madera para alquilar. En la zona de Freila hay un camping municipal y en la antigua carretera de Cuevas-Baza está la playa naturista.

El río Fardes suministra en La Peza y Cortes y Graena al pantano con nombre de hombre, Francisco Abellán. También está ‘autorizado’ para que se desarrollen actividades relacionadas con deportes náuticos, pesca y baño.

Instalaciones
Nuestra figurativa balsa a pedales nos lleva en la siguiente parada a Quéntar. El paisaje está sembrado de desniveles relativamente acusados y en el valle estas aguas están encajonadas entre dos sierras. Los deportes náuticos más aconsejables en esta zona son la vela y el remo.

El río Genil abastece en Güéjar Sierra al embalse de Canales en el que el paisaje se traduce en cañones profundos y recortados. También hay autorización para pesca, deporte y baños y se puede practicar el piragüismo. Lo mismo que en Colomera, aunque en este caso los desniveles son poco acusados.

Los Bermejales –sito en Arenas del Rey y nutrido por el río Cacín– es otro de los de mayor actividad: Canoa, vela ligera, windsurf… Buen viaje náutico.

¿Que hacer?

Rutas Nuevas